ARTE TORREHERBEROS: TEXTOS PARA COMPRENDER EL ARTE GÓTICO
RICHARD ESTES. "Water Taxi, Mount Desert". Óleo sobre lienzo. Kemper Museum of Contemporary Art, Kansas City (Missouri).


BIENVENIDOS A TODOS Y TODAS. Este blog nace con la única pretensión de complementar y facilitar las tareas a los alumnos/as de Historia del Arte de 2º de Bachillerato del IES Torre de los Herberos de Dos Hermanas (Sevilla), así como hacer pasar un rato agradable a todos los amantes del arte. No tiene ninguna otra pretensión intelectual. De los textos es responsable el administrador del Blog, no así de las opiniones expresadas en los comentarios. Las imágenes o fotografías, videos y presentaciones están tomadas de internet mayoritariamente, citando la autoría siempre que ha sido posible; si en alguna de ellas no aparece, es por error o descuido, y ruego que me lo hagan llegar para subsanarlo. Casi todo lo que aparece en estas páginas es libre y abierto, y se puede descargar para otros fines, pidíéndose únicamente que se cite la procedencia.





martes, 10 de enero de 2012

TEXTOS PARA COMPRENDER EL ARTE GÓTICO


Con estos textos, queremos dejar algunas impresiones y opiniones que nos acerquen a conocer el arte de la Baja Edad Media (siglos XIII-XV), en palabras de personas que vivieron esa época, bien de historiadores que lo han analizado a fondo.


MENTALIDAD

"Y así, la mente del visitante se eleva hacia Dios y flota en las alturas, pensando que Él no puede estar lejos, sino que debe amar el habitar en este lugar que Él mismo ha elegido...".

Procopio: "De Aedificiis". 561.
------------------------------------------------------

"El Gótico es un arte bárbaro, que inventaron y cultivaron los godos, una tribu guerrera escandinava que asesinó durante las invasiones a los artistas clásicos y arruinó la arquitectura antigua".

Giorgio Vasari: "Vite de' più eccellenti architetti, pittori, et scultori italiani". 1550.
------------------------------------------------------------

"La Edad Media, como heredera de San Agustín, cultivó una gran ambición: ordenar la ciudad material, conformarla a la ciudad de Dios y darle así unidad y estabilidad. Tras una labor que duró siglos, hay un momento en que en muchos aspectos casi se llega a este ideal. Tomás de Aquino, los arquitectos de Amiens, Dante, han construido esa síntesis cristiana que se había propuesto construir la Edad Media.
Pero a paritr de 1300 y sobre todo del 1350, este esfuerzo prodigioso cede. Un número creciente de sabios, artistas y escritores a quienes repugna la disciplina que esta "ciudad" exigía a cada uno, reivindican su libertad".

Genicot,L. "El espíritu de la Edad Media". Barcelona, 1963.
---------------------------------------------------------

ARQUITECTURA

"La catedral gótica se originó en la experiencia religiosa y la especulación metafísica, en las realidades políticas e incluso materiales de la Francia del siglo XII y en el genio de los que la crearon (...) Los platónicos de Chartres no formularon nunca, hasta donde llegan nuestros conocimientos, una estética sistemática, y mucho menos un programa artístico. Ni siquiera podemos afirmar con certeza que las consecuencias estéticas y tecnológicas de su cosmología tuvieron un impacto directo sobre el nuevo estilo arquitectónico, el gótico, que surgió alrededor del año 1140. Y sin embargo tal influenica es sumamente probable, incluso apoyándonos sólo en pruebas circunstanciales... Sabemos que el conocimiento geométrico deslegado por un arquitecto gótico como Villard de Honnecourt era sustancialmente el de las escuelas catedralicias y monásticas y que era adquirido en ellas. En este caso, sin embargo, el estudio del quadrivium estaba íntimamente relacionado con las especulaciones metafísicas y místicas de la tradición platónica...".

Otto von Simson. "La catedral gótica. Los orígenes de la arquitectura gótica y 
el concepto medieval del orden". Alianza Ed. Madrid, 1980.

Interior de la Catedral de Tours. S. XIII.
-------------------------------------------------------

"Así cuando (deleitándome en la belleza de la casa de Dios) el encanto de gemas multicolores me ha arramcado de inquietudes externas, y la sincera meditación me ha inducido a reflexionar sobre las diversas virtudes sagradas, transfiriendo lo material a lo inmaterial; entonces, me parece verme a mí mismo, por así decirlo, morando en alguna extraña región del universo que no existe totalmente ni en el fango de la tierra, ni está enteramente en la pureza del cielo; y así por la gracia de Dios, puedo pasar de este mundo inferior a aquél superior, por vía analógica.(...) Una cosa, lo confieso, me ha parecido siempre preeminentemente digna, y es que todo objeto costoso, todo objeto de gran valor debería servir por encima de todo para la administración de la Sagrada Eucaristía.(...) Los detractores oponen que un espíritu santo, un alma pura (...) deberían ser suficientes para esta función sagrada y nosotros también afirmamos explícita y expresamente que esto es lo esencial (...) Pero nosotros declaramos que debemos rendir homenaje además por medio de los ornamentos exteriores"

Surger de Saint Denis: "Liber de rebus in administratione sua gestis". S. XII.
----------------------------------------------------------------------------------

“Los arquitectos góticos, al adoptar este triángulo egipcio como trazado regulador en el alzado de muchas de sus catedrales, en el preciso momento en que habían resuelto el problema de las bóvedas de una manera que suprimía todo límite a su vuelo vertical, habían introducido inconscientemente el tema del crecimiento armonioso... Con un conocimiento perfecto de la Geometría y la intuición de lo que más tarde se llamó la dinámica, los constructores de las catedrales góticas habrían fundado sobre estos temas dinámicos simplemente aproximados esos monumentos que tienen la unidad del desarrollo, la variedad de las formas y la agilidad vertical de las estructuras orgánicas...
Esta comprobación permite relacionar las observaciones empíricas de este último con el sistema más general y riguroso de Lund, quien encontró una confirmación explícita del empleo del cuadrado y del doble cuadrado para el ajuste proporcional de las secciones transversales en los archivos de Milán, que contienen las conclusiones de las discusiones que tuvieron lugar en 1398 respecto al perfeccionamiento de la sección transversal de la catedral. No pudiendo entenderse, los arquitectos tuvieron que recurrir al peritaje de Maese Jean Vignot de París, quien, luego de haber expuesto el aforismo «Ars sine Scientia nihil est» (Nada es el Arte sin la Ciencia), les aconsejó completar el edificio ad quadratum, estando el método antagonista (empleado sobre todo en Alemania) basado, por el contrario, sobre el triángulo equilátero.”

Ghyka, M. C.: "Estética de las proporciones en la naturaleza y en las artes". Buenos Aires, 1953.

----------------------------------------------------

“Lancemos una mirada sobre una catedral gótica. Veremos, por decirlo así, un movimiento vertical petrificado, en el cual la ley de la gravedad parece anulada. Veremos un movimiento de inaudita fuerza, dirigido hacia arriba, opuesto a la natural dirección de la gravedad pétrea. No hay muros; no hay masas que nos den la impresión de realidad firme y material. Mil fuerzas particulares nos hablan, sin dejar que nos demos cuenta de su materialidad, actuando como heraldos de una expresión inmaterial, de un movimiento irreprimido de ascensión. En vano buscamos una indicación —necesaria para nuestro sentimiento— que aluda a la relación entre carga y fuerza. Dijérase que aquí no hay carga. Sólo percibimos fuerzas, fuerzas libres, irreprimidas, fuerzas que se lanzan a lo alto con indecible aliento. Es bien claro que aquí la piedra ha quedado despojada de su peso material, que aquí la piedra sustenta una expresión insensible, incorpórea, que aquí la piedra está como desmaterializada.”

Worringer, W.: "La esencia del estilo gótico. Buenos Aires", 1973.
--------------------------------------

ESCULTURA

“Hasta cuando se miran de lejos, esas construcciones maravillosas parecen proclamar las glorias del cielo. La fachada de Notre-Dame de París es tal vez la más perfecta de todas ellas. Tan diáfana y sin esfuerzo aparente es la distribución de pórticos y ventanales, tan flexible y gracioso el trazado de las galerías, que nos olvidamos del peso de este monte de piedra, y el conjunto de la estructura parece elevarse ante nuestros ojos como un espejismo.
Existe un sentimiento análogo de luminosidad e ingravidez en las esculturas que como huestes celestiales flanquean los pórticos.
Mientras el maestro románico de Arlés hizo figuras de santos que parecen como sólidos pilares firmemente encajados en la armazón arquitectónica, el maestro que trabajó para el pórtico norte de la catedral gótica de Chartres dio vida a cada una de las suyas. Parecen moverse, mirarse entre sí, solemnes; la disposición de sus vestiduras indica nuevamente que hay un cuerpo debajo de ellas.
Cada figura está marcada claramente con un símbolo que debía ser reconocible para todo el que conociera el Antiguo Testamento... De este modo, casi cada una de las figuras que llenan los pórticos de las grandes catedrales góticas está claramente señalada con un emblema para que su sentido y su mensaje fuera comprendido y meditado por el creyente.
En conjunto, forman una corporeización de las enseñanzas de la Iglesia tan completa como la que hemos visto ya en el capítulo precedente (arte románico).
Y, sin embargo, advertimos que el escultor gótico ha emprendido su tarea con nuevo espíritu. Para él, esas estatuas no son tan solo símbolos sagrados, solemnes evocaciones de una verdad moral, sino que cada una de ellas debió ser una figura válida por sí misma, distinta de su compañera en su actitud y tipo de belleza e imbuida de una dignidad individual.”

Gombrich, E.: "Historia del Arte". Alianza Ed.. Madrid, 1982.

Virgen Blanca del parteluz de la Catedral de León. Siglo XIII.
---------------------------------------------------------------

“Desde figuras como las de la Visitación de la portada izquierda de la fachada norte de Chartres, con una Santa Isabel y una Virgen vueltas la una hacia la otra en mudo diálogo, se abre un camino que lleva a las celebradas Anunciación y Visitación de la portada central de la fachada occidental de Reims, que representan un momento culminante de la escultura gótica francesa de mediados del siglo XIII. La libertad de estas figuras, la diversidad de sus movimientos, sus expresiones bien diferenciadas, la riqueza y variedad de sus vestidos, con sus contrastes entre unos pliegues sencillos, amplios y verticales, y otros muy juntos, arrugados y en parte dispuestos horizontalmente, todo ello indica que hubo más de una mano en su ejecución y, además, que ésta tuvo que ir precedida de unos estudios preparatorios muy detallados. Estas figuras datan del período en que Villard de Honnecourt compiló su cuaderno de apuntes. Parece por ello razonable suponer que el maestro de la Visitación de Reims hizo uso de los apuntes que realizara durante sus años de viajero. ¿De qué otra manera si no podríamos explicarnos los rasgos clásicos de la Virgen? Su cabeza, tan semejante a la de Juno, ha sorprendido siempre a los que la contemplaban, hasta el extremo de que algunos de los críticos que nos precedieron llegaron a considerar estas estatuas como producto de una restauración efectuada en el Renacimiento o incluso en el siglo XVIII.
Si tenemos que admitir que el artista de la Visitación recurrió a un repertorio de diseños y ejemplos que anteriormente había reunido, entonces tenemos que admitir también la existencia del paso siguiente, que es la preparación de las figuras en sí mediante una serie de dibujos. No mucho después de que se realizaran estas obras empiezan a aparecer dibujos preparatorios, como ya he explicado antes: primero en relación con obras arquitectónicas y poco después con obras escultóricas. Mi opinión respecto a este tema es que entre la fachada occidental de Chartres y las del norte y sur de esta misma catedral el modo de preparar la escultura monumental sufrió una importante transformación. Estas portadas de principios del XIII debieron prepararse mediante dibujos cuidadosamente realizados, igual que las de Reims.”

Wittkower, R.: "La escultura: procesos y principios". Alianza Forma. Madrid, 1980.
-------------------------------------------------------------

PINTURA, PINTORES Y VIDRIERAS

"La variedad de pinturas en la iglesia designa las diversas virtudes. El Espíritu Santo da a uno; la palabra de sabiduría; a otro, el discurso de la ciencia; a uno, la fe en Él; al otro, la gracia de la pureza; al tercero, el obrar milagros; al cuarto, el don de la profecía, ya unos, el discernimiento del espíritu, a los otros, el don de lenguas, y finalmente resto, la interpretación de las Escrituras. Las virtudes están representadas bajo la figura de una mujer, porque de ellas se alimentan y nutren. Las nervaduras de las bóvedas, las cuales se llaman todavía artesonado y adornan la casa del Señor, simbolizan los servidores [...]. Los bajorrelieves que se esculpen sobre los muros parecen salirse y adelantarse hacia aquel que los mira, porque cuando la práctica de las virtudes viene de la gran práctica de los fieles a los cuales les son innatas y naturales, llegan gracias a ello a ejercer diversas acciones sin esfuerzo [...]
El ornamento de la iglesia consiste en las cortinas o velos, tapices o alfombras y en tapices de púrpura de seda y de otras telas parecidas. En el adorno del coro están las fundas o dorsales, los tapices o "alfombras substractorias" que se extienden sobre el pavimento y los cojines. Dorsales son paños que se cuelgan sobre el coro, a las espaldas de los clérigos [...]"

Guillermo Durando. "Rationale Divinorum Officiorum", c. 1286


Vidriera de la Catedral de Chartres (Francia). Siglo XIII.
------------------------------------------------

Sobre Giotto

"Este pintor tenía tal viveza de ingenio, que nada había en la naturaleza, madre y artífice de todas las cosas que existen bajo el girar de los cielos, que no pintase con su buril, su pincel o su pluma, de forma tan parecida que, más que una copia, parecía la cosa misma ; hasta tal punto que, con frecuencia, en las obras hechas por él los espectadores toman por verdadero, por error, aquéllo que está pintado ; a tal punto llegaba la energía y verdad de su pincel. En efecto, devolvió la luz a aquel arte que había permanecido sepultado por error de algunos, que quisieron pintar para deleitar la vista de los ignorantes, más que para complacer a los entendidos ; y así era considerado una de las luces de la gloria florentina. Lo que ponía más de manifiesto su mérito era una modestia muy rara entre gentes de su arte. Pretendía ser el príncipe de los pintores y a pesar de ello ni quería que se le concediese el nombre de maestro. Su misma humildad aumentaba el brillo de su talento, que le atraía a diario nuevos envidiosos entre los pintores, y aún entre sus mismos discípulos".
Bocaccio : "Decamerón", sexta jornada, his.. V.

  Sobre Jan Van Eyck

“El hábil pintor de quien me ocupo fue uno de los observadores más atentos de la realidad, hasta el punto de parecer haber querido desmentir la afirmación de Plinio de que si un pintor pinta muchas figuras, hace siempre algunos parecidos, dado que es imposible igualar a la naturaleza, que entre mil rostros no hace dos que sean iguales. En el Políptico de San Bavón de Gante, de Jan van Eyck, hay trescientas treinta figuras y ninguna de ellas se parecen entre sí. Además, sus rostros demuestran las más diversas expresiones: el fervor divino, el amor; la fe. En la de la Virgen sus labios parecen pronunciar las palabras del libro que lee. Por otra parte, el paisaje muestra muchos árboles exóticos, pudiéndose además conocer la naturaleza de cada planta y de una vegetación extraordinariamente bella. Se podrían contar los cabellos de los personajes y las crines de los caballos, todo ello pintado con tal delicadeza que desconcierta y deja atónitos a los artistas que contemplan la obra.”

Van Mander, Carel: "El libro de la Pintura", 1604.


 ----------------------------------------------------

Vidrieras

“Cuando quieras componer vidrieras, primero haz un tablero de madera completamente liso, de dimensiones suficientes para que se puedan trabajar dos paneles de cada ventana. Toma yeso y extiéndelo con un cuchillo sobre todo el tablero. Echa encima agua abundante y restriégalo con un paño por todas partes y cuando esté seco, toma las medidas del ancho y alto de un panel de la ventana y márcalas sobre el tablero con la regla y el compás sirviéndote de plomo o estaño. Si quieres incorporar un borde, trázalo tan amplio como te guste y de conformidad con el dibujo que hayas escogido. Hecho esto, dibuja tantas figuras como quieras, primeramente con plomo o estaño, luego con color rojo o negro, trazando cada línea con cuidado porque será necesario, cuando hayas pintado el vidrio, haces corresponder las sombras y luces según la superficie del tablero. Disponiendo la variedad de los ropajes, marca el color de cada uno en su lugar y de las demás cosas que te propongas pintar indicando el color con una letra (...) Toma una pieza de vidrio del tipo que prefieras, a condición de que sea cada parte mayor del espacio que debe ocupar, y colócala sobre dicho lugar. Como verás a través del vidrio la línea sobre el tablero, toma vidrio blanco y vuelve a copiar sobre él; cuando esté seco, aplica el vidrio grueso sobre el blanco y poniéndolos al trasluz marca las líneas como quieras. De esta manera pintarás todas las piezas de vidrio con la indumentaria, las manos, pies, borde y cualquier otra cosa que quieras pintar.”

Teófilo: "Diversarum Artium Schedula", libro II, cap. XXII.

"Aunque entré dentro de la iglesia Catedral de León, yo cierto que pensé que aún no había entrado, sino que todavía estaba en la plaza, y es que como la iglesia está vidriada y transparente, piensa un hombre que está fuera y está dentro". 

Francisco López de Úbeda: "Libro de entretenimiento de la pícara Justina". 1606.

 Ambroggio Lorenzetti. Alegoría del buen gobierno. 1339. Palacio Comunal de Siena.


Os dejamos con tres interesantes videos sobre el origen y las características del arte gótico:








18 comentarios:

AMALTEA dijo...

Después de leer la entrada de hoy, y en especial el fragmento de Teófilo, quien diga que no sabe cómo construir una vidriera es que no tiene perdón de Dios.

Un abrazo.

Marisa dijo...

Verdadero trabajo humanista el que dejas, Paco: arquitectura, pintura, escultura, filosofía e incluso literatura con ese recuerdo al "Decameron" o al "Libro de entretenimiento de la pícara Justina", al servicio del mágico arte gótico.
La catedral de Chartres me impresionó pero la de Tours no lo hizo menos ya que no esperaba una construcción como esa. Tal y como dice W. Worringer, al entrar en esa catedral sentí y percibí:"fuerzas, fuerzas libres, irreprimidas, fuerzas que se lanzan a lo alto con indecible aliento".

Los vídeos que dejas son extraordinarios. Me ha llamado la atención una cosa: el laberinto que hay en el suelo de la catedral de Chartres y que, según el vídeo, era un tributo a esos arquitectos góticos, me explicaron que era también una forma de hacer penitencia por los fieles: se recorría de rodillas, desde su inicio hasta su salida ¿hay algo de cierto es esto?
En cualquier caso, y como dice Jean Vignot de París, "Nada es el Arte sin la Ciencia" (me ha sorprendido mucho esta cita), y así debía de ser para poder construir esas fantásticas construcciones elevadísimas en busca de esa espiritualidad, que aún siguen imperiosas e imperiales sobre sus cimientos, exhibiendo toda su majestuosidad y ciencia milimétrica de la Baja Edad Media.

Excelente tu post. Mi enhorabuena.
Un beso, Paco.

Cayetano dijo...

Buena selección de textos.
Resulta paradójico que siendo el Gótico un arte que se eleva y que gracias al impulso ascensional pretende estar más cerca del cielo; sin embargo, es un arte más cercano al hombre, más humanizado y menos terrible, fruto del progreso urbano y mercantil. Nada más terrenal.

La Dame Masquée dijo...

Pues no sé, yo a pesar de las explicaciones de Teófilo, creo que no me iba a salir la vidriera. Tengo que asumir que soy un poco manazas para esas cosas.
Respecto a la catedral de León, hombre, soy despistada, pero no tanto como para no darme cuenta de si estoy dentro o fuera.

Pero ya se tiene que haber pasado usted un rato seleccionando textos! Menuda labor impagable la suya.

Buenas noches

Bisous

Mari-Pi-R dijo...

La verdad que por ser bárbaro es precioso. Todas las figuras del pórtico suelen ser maravillosas en cualquier catedral.
Una buena selección de vídeos.
Un abrazo

El Gaucho Santillán dijo...

El Gòtico es mi estilo preferido.

Conocìa lo de "Elevar la vista al cielo".

Que belleza.

Un abrazo.

ATENEA dijo...

Acertada y minuciosa selección de textos. El Arte gótico siempre me ha impresionado por su esbeltez y riqueza arquitectónica. Las vidrieras son todo un lujo, me encanta ver los haces de luz atravesándolas y mostrando su riqueza cromática.
Muy interesante esta entrada. Enhorabuena!!!
Un fuerte abrazo, Paco!!!

efa dijo...

Un gusto visitarte. Muy ilustrativo, me mataron las figuras de la vidriera de la catedral.
Me quedo por aquí
Salud

desdelaterraza-viajaralahistoria dijo...

Premonitorio Procopio.
Un abrazo Paco.

Xibeliuss Jar dijo...

"Un movimiento vertical petrificado, en el cual la ley de la gravedad parece anulada" Creo que Worringer define la arquitectura gótica a la perfección.

Abrazos, Paco

Valverde de Lucerna dijo...

He leído todos los textos y he visto los tres vídeos y quedado empapado de la maravilla del gótico, los deseos de construir la ciudad celestial, las asombrosas vidrieras donde aparecen todos los gremios, el intento de alcanzar las mayores alturas posibles. Es un compendio de belleza plasmada en las catedrales góticas.
Un saludo.

alma dijo...

"Piensa un hombre que está fuera y está dentro" :) yo creo que así sigue siendo, y que dentro se queda porque uno nunca termina de salir de un lugar así

Un abrazo

David del Bass dijo...

Esta muy bien el blog, no lo conocía hasta ahora, me pasaré más a menudo a leerlo. Aprovecho para felicitarte el 2012, un saludo!!

CarmenBéjar dijo...

Para entender plenamente el arte gótico es necesario conocer mínimamente el pensamiento de los grandes creadores y canteros, además del corpus teológico y religioso del momento. Sin espiritualidad no se puede llegar a captar mínimanete el uso de la luz, por ejemplo, en los grandes templos góticos.
Saludos

Lorenzo Miró Hernández dijo...

Que entrada más aména y didáctica nos trae hoy. Es como volver a la escuela. La de la arquitectura gótica me ha gustado mucho así como la de las vidrieras.
Un abrazo.

Mayte_DALIANEGRA dijo...

Hola, encantada de conocerte y agradecida de tu paso por mi blog. Este tuyo me resulta muy interesante, muy didáctico, y esta entrada sobre el gótico es muy completa, un placer que nos hace conocer más sobre ese arte y arquitectura que vemos habitualmente en nuestras ciudades y poblaciones y no valoramos adecuadamente.

Un saludo.

Francisco Espada dijo...

Tus pautas, Paco, hacen que lo complejo sea accesible. ¡Felicidades!

Manuel dijo...

Hola paco:
Ha sido interesante estas lecturas sobre el gótico. No sé si me saldría una vidriera, pero cada vez que entro a una catedral de estas, nunca salgo...o tal vez no he entrado...

Saludos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...